Noche de Halloween

Hemos preparado un entrante y un postre, realmente terroríficos:

Empanada con melanoma sangrante y tarta con infección supurante.

La empanada está elaborada con una placa de masa de hojaldre, la extendemos y la pinchamos, sobre ella colocamos sobrasada de Mallorca, de forma uniforme,  dejando un borde de 2 cm a todo alrededor.

Rociamos con tabasco, chile molido o cayena, al gusto.

Cerramos con una placa de masa quebrada, sellando con los dedos mojados en agua ambas capas.

Con un cuchillo afilado practicamos cortes paralelos. Añadimos unas gotas de miel y lo introducimos en horno precalentado a 200 ºC durante 25 minutos.

La base de la tarta es un bizcocho esponjoso, de esos que siempre tenemos en la cocina para desayunos y meriendas. Lo abrimos por la mitad, introducimos el relleno de chocolate, queso y calabaza, cerramos y vertemos por encima el resto de la mezcla oscura y a continuación el glaseado amarillo y los lacasitos.

Vamos por partes:

1)      El bizcocho:

Tomamos como medida un vaso de 200ml.

  • 4 huevos
  • 1 y ½  vaso de azúcar
  • 1 vaso de aceite de girasol
  • 1 vaso de leche entera
  • 3 vasos de harina candeal
  • 1 sobre de levadura royal o 2×2 papelinas de gaseosa

En un bol ponemos huevos y azúcar, mezclamos hasta que quede espumoso.

Añadimos sucesivamente, batiendo hasta unir y luego el siguiente:

1 vaso de harina y mezclamos, a continuación el aceite y batimos, seguimos con otro de harina, batiendo sin parar, la leche y mezclar,  al final otro de harina con levadura.

Lo vertemos en un molde engrasado y en el horno 45 minutos a fuego medio los primeros 30 minutos y bajo los últimos 15. Desmoldar en frío.

2)      Relleno oscuro:

  • 200 gr de chocolate puro de cobertura (>30% de manteca de cacao)
  • 200 gr de chutney de calabaza (1 kg de pulpa de calabaza limpia, ½ kg de azúcar moreno, 300ml de agua, 20 ml de vinagre de manzana o zumo de dos limones, una pizca de clavo y una cucharadita de sal y otra de  canela. Cocer 30-60 minutos hasta que esté sin líquido. Introducir en tarros y esterilizar en autoclave). Si está hecho con unas semanas de antelación está más rico.
  • 125 gr de queso mascarpone.
  • 50 gr de miel
  • 20 ml de aceite de oliva o girasol al gusto.

Llevamos la calabaza a punto de ebullición, apartamos del fuego y añadimos el aceite, la miel y el chocolate, mezclar hasta que se funda. Añadir el mascarpone. Unir.

3)      El glaseado lo preparamos con una clara de huevo, batiendo enérgicamente con 200 gr de azúcar en polvo, unas gotas de limón y una cucharadita de colorante alimentario y una pizca de sal.

¿Te atreves a comertelos?

Acerca de El Club de la Salud

Agricultora. Estudio cocina y sumiller (integrado conceptos).
Esta entrada fue publicada en Chocolate, Cocina creativa, Humor. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s