Rápido y fácil: Pasta y setas

En ocasiones, especialmente en verano, bien por el calor o bien porque estamos de vacaciones y nos apetece disfrutar y descansar, recurrimos a las comidas preparadas: éstas son a menudo muy elaboradas y/o con mucha sal o con ingredientes que normalmente no empleamos en nuestra cocina; sea como fuere, el resultado es una digestión pesada o difícil y con un aporte calórico importante. Amén de la repercusión interior por el escaso valor biológico de sus nutrientes.

Te propongo una saludable alternativa, de rápida y muy sencilla elaboración, con ingredientes que podrás encontrar en cualquier supermercado:

Pasta bicolor con setas y palitos de mar

Ingedientes (para dos personas)

  • 200 g de palitos de mar o surimi, congeladas

El surimi es un alimento de nueva generación, de origen japonés. Proviene de recortes de pescado (colas, cabezas, espinas, pieles, algo de musculo), por lo que en su composición nutricional posee un alto porcentaje en proteínas de pescado y cefalópodos (en fibras de colágeno, cartílagos) y muy bajo contenido en grasa.

  • 450 g de mezcla de setas, una bolsa congelada

Son setas cultivadas con proporciones variables de 4 o 5 especies, depende del precio. Pueden gustarte más unas u otras, pero todas son hongos, seres pluricelulares heterótrofos, con un porcentaje proteico elevadísimo (su sabor y textura suele ser más parecido a la carne que a los vegetales), sin embargo tienen, al igual que los vegetales en general, un alto contenido en fibra y bajísimo contenido lipídico.

  • 300 g de pasta bicolor (integral y de espinacas)

A diferencia de la pasta que proviene de harinas refinadas, este tipo de pastas tienen mayoritariamente hidratos de carbono de asimilación lenta y fibras insolubles, un contenido proteico mayor y bajo contenido en grasa, siendo ésta de carácter vegetal insaturada. Rica en sales minerales y vitaminas.

En menor cantidad pondremos alimentos más grasos pero con propiedades muy saludables:

  • Queso rallado para espolvorear (mejor si es 100 % queso, del tipo que prefieras)
  • Aceite de oliva virgen extra (AOVE) : alimento funcional en sí mismo, que sólo tiene buenas propiedades nutricionales muy saludables. Su densidad calórica es máxima, casi 9 kcal/g, pues su contenido es lipídico casi al 100%, luego debe consumirse en cantidades moderadas, pero a diario.

Y en proporciones minoritarias, algunos condimentos: sal, orégano, cilantro, pimienta: resaltan el sabor propio de los alimentos, aportando digestibilidad.

Proceso:

Prepara en la encimera de la cocina todos los ingredientes.

Ponemos una olla grande con agua a 3/4 de su volumen total y una cucharada de sal. Llevamos a ebullición.

En una sartén de diámetro amplio, añadimos un chorrito de AOVE y cuando esté caliente añadimos el contenido de la bolsa de setas, sin descongelación previa. Dejamos a fuego medio hasta que esté casi evaporada el agua que sueltan.

Si el agua de la olla ya está hirviendo, añadimos la pasta y seguimos las indicaciones del fabricante, para dejarla al dente. Una vez pasados los minutos de ebullición, escurrimos rápidamente y volvemos a poner en la olla, añadiendo un chorro de AOVE y mover para repartirlo bien y que la pasta no se pegue, manteniéndose caliente.

Cortamos los palitos de mar en rodajas, sin descongelación previa.

Cuando las setas estén casi sin agua, reducir el fuego y añadir: las rodajas de pescado, sal y pimienta. Dejamos tapado unos minutos para que se impregnen bien los sabores, hasta que esté todo ligado, unos 5´.

Emplatamos poniendo en la base del plato la pasta, a continuación las setas y surimi y condimentar con queso rallado, cilantro y orégano.

Resulta un plato que precedido de una ensalada de verdura y seguido de una pieza de fruta, puede ser único, por ser muy completo.

Por no enrollarme más, la siguiente es tán rápida y fácil que son tres lineas para explicarla:

Cous-cous con setas

Hervimos la pasta (mejor si es integral) en caldo de pollo.

Las setas son del mercado, un revuelto. Se rehogan con vinagre de manzana, clavo, sal y perejil.

Emplatar con ayuda de un aro, adornar con bastones de zanahoria.

Acerca de El Club de la Salud

Agricultora. Estudio cocina y sumiller (integrado conceptos).
Esta entrada fue publicada en ideas, Materias Primas/Alimentos, Nutrientes, pasta, Pescado, setas, Verduras. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s